Cartas que salen del cuerpo » Nro,123 - Venimos a ayudar - 04/04/14

Última actualización: 04/04/2014

Carta 123: 04/04/14

 

“VENIMOS A AYUDAR”

        En diversas épocas durante mi giro planetario, la Vida me ha llevado a trabajar y a veces a vivir, en lugares habitados por Familias Campesinas y de Pueblos Originarios.

        En general, tanto por comentarios de las personas que proceden de ciudades como por estadísticas que miden determinados indicadores, son zonas calificadas como “pobres”.

A menudo recibía visitas de personas y grupos de personas muy sensibles y con muy buenas intenciones.

        Muy conmovidas ante situaciones, notoriamente diferentes a las cuales estaban habituadas, era frecuente que sus emociones se expresaran con exclamaciones y expresiones de anhelo…

-        En las vacaciones organizo un grupo para venir a ayudar…

-        Me pongo en campaña para conseguir cosas para enviar...

-        ¡Está todo por hacer…!

-        ¡Cuánto para enseñar…!

-        Es necesario organizar…

En algunas ocasiones se concretó la llegada de un grupo de a realizar diversas tareas durante una semana o dos, lo cual ha sido siempre muy apreciado

En lo personal valoro la sensibilidad de quienes han puesto energías en llegar a esos lugares, con actitudes solidarias y dar apoyo anímico.

No puedo dejar de recordar con humor,  la sonrisa compasiva que me solía provocar cuando alguien que se entusiasmaba con alguna actividad, al segundo  o tercer día solía decirme:

-        Yo haría las cosas de otra manera…

O el clásico:

-        Si estuviera aquí pondría orden…

En muy contadas ocasiones alguien manifestaba que le gustaría venir por un tiempo para aprender…

Más de una vez he dado testimonio que lo mejor que me ha pasado en la vida ha sido recuperar el sentido de pertenencia a la Vida, tomar consciencia que Soy Naturaleza, gracias a las vivencias vivenciadas justamente en estos escenarios.

Sí, es recomendable acercarse a esos lugares y tomarse un tiempo para aprender… y desaprender.

Haber estado en los mismos, han sido Regalos de la Vida, ya que me permitieron aprender a desaprender y a aprehender saberes y haceres desde otra cultura.  Desde una cultura de pertenencia a la Madre Tierra.

       

Hasta la Victoria de la Vida Siempre!!

                                                                 Julio

Destacados

Hemos recibido

4281543

visitas

Hay 4 visitantes en línea

 





Alta Alegremia © 2005 - 2017 | alegremiasinfronteras@gmail.com