Aspectos Conceptuales » Salud de los Ecosistemas=Relaciones Alegrémicas; aporte al Seminario Niños, Saludm y Ciencia; Cuenca, Octubre 2013 - Julio Monsalvo

Última actualización: 13/10/2013

Salud de los ecosistemas=Relaciones Alegrémicas


Julio Monsalvo

 

Aporte al Seminario “Niños, Salud y Ciencia”,

en el marco del

Encuentro Internacional y Pluricultural “Buen Vivir y Salud”.

Ciudad de Cuenca, Ecuador, 7 de octubre de 2013

 

 

 

Percepción de pertenencia

Las constataciones científicas desde los albores del siglo XX, nos enseñan que el Universo es un todo indivisible, un red de relaciones. Una visión totalmente diferente a la suma de objetos aislados, como lo concibe el paradigma científico imperante desde la Modernidad con su lógica mecanicista, dualista y analítica.

 Estas constataciones coinciden con la cosmovisión de las culturas ancestrales que se sienten pertenecientes a la Naturaleza, y no por fuera de ella como es propio de la cultura occidental.

Se trata de una percepción de pertenencia que recibimos tanto de las culturas ancestrales como del nuevo paradigma de la ciencia que se halla en construcción

¡Somos Naturaleza!

 

El Planeta es un Ecosistema

Eco significa casa. Sistema nos habla de un mundo de relaciones. Nuestra Casa Grande, nuestro hermoso Planeta Azul, es un Ecosistema. Todos estamos relacionados con todos y con el Todo.

El Planeta Tierra está conformado por millones de Ecosistemas Locales.

El Ecosistema Local es el lugar donde vivimos, amamos, jugamos, trabajamos, soñamos y donde se nos ofrece la oportunidad y el desafío de protagonizar una nueva historia construyendo una Civilización Saludable.

 

Salud de los Ecosistemas

Fritjof Capra, físico cuántico, nos dice que “…. no existen las partes.  Lo que llamamos una parte es simplemente una configuración en una red indivisible de relaciones”. (1)

Por lo tanto un ecosistema será saludable si las relaciones son saludables. Relaciones saludables con una misma/uno mismo; entre las personas y con toda forma de vida.

Cuando decimos “formas de vida”, nos referimos al suelo, al aire, al agua, a la flora, a la fauna.

Debemos de una vez y para siempre dejar de considerar a las formas de vida como “Recursos Naturales”.

El concepto “recurso” es una categoría propia del antropocentrismo, cargado de una moral utilitarista.

Desde la percepción de pertenencia, no tiene lugar la categoría “recurso”. Todo es vida.

La Salud del Ecosistema Local es la salud de todos y cada uno de sus componentes: suelo, aire, agua, flora, fauna y por supuesto la salud de la población humana.

La Salud del Ecosistema es la salud de las relaciones de cada singularidad entre ellas y de cada una de ellas con el Todo. No se trata de una sumatoria de salud de singularidades.

 

Relaciones Saludables son Relaciones Alegrémicas

¿Cómo caracterizar a las relaciones saludables con una misma/uno mismo; entre todos los seres humanos y con toda forma de vida?

A nuestro entender se trata de Relaciones Alegrémicas, es decir con Alegría circulando por nuestro torrente circulatorio.

La salud saludable se expresa por la Alegremia. La alegría circulando por la sangre, genera energías, deseos de trabajar, compartir con familias y vecinos, entusiasmo para vivir.

La  “Alegremia” no se mide, se percibe, no tiene límites.

La Alegremia se hace visible en la luz de los rostros, en las estrellas en los ojos, en el caminar seguro, en una mentalidad con sentimientos y pensamientos positivos

Alegremia es una manera de pararse en el mundo. Aun ante las tristezas y los dolores, que los hay, la Alegremia no deja caer los brazos, sino que multiplica las energías para abordar los problemas y las dificultades con decisión, estimulando la imaginación creativa para hallar caminos saludables de superación.

 

Consciencia de la Necesidades Vitales Indispensables

Tener consciencia de las verdaderas  Necesidades Vitales Indispensables (NVI), es necesario para promover y fortalecer las relaciones saludables, es decir relaciones alegrémicas.

De manera colectiva, en diversos escenarios y en variadas circunstancias, la sabiduría popular ha ido identificando las Necesidades Vitales Indispensables (NVI), para vivir con Alegremia: Aire, Agua, Alimento, Albergue, Abrigo. Amor, Arte, Aprendizaje, Amistad, Armonía, Actividad física. Se las han denominado “las A de la Esperanza”, dado que todas comienzan con la letra “A”. (2)

Disponiendo de Aire puro; Agua limpia;  Alimento saludable;  Albergue y Abrigo dignos; Amor en nuestras relaciones y Arte para expresarnos creativamente; nuestro ciclo biológico transcurrirá con salud cada vez más saludable.

 

Cambio Cultural

Tomando consciencia de cuáles son las verdaderas NVI se genera otra ética. Se cuestionan los valores de la cultura occidental dominante descubriendo que son antivalores.

Propugnamos la revolución del cambio de cultura.

Dejar el Antropocentrismo para abrazarnos al Biocentrismo.

Competitividad, individualismo, moral utilitarista, actitud patriarcal y priorización del tener, son algunas de las características de la Cultura Antropocéntrica.

En tanto la Cultura Biocéntrica es cooperativa, prioriza el ser y el estar. Sentipiensa que toda forma de vida, incluyendo la humana,  es una hebra más en el tejido de la Vida.

Así de simple y así de complejo, tomamos consciencia que la vida humana es tan valiosa como la vida de un árbol, de una mata, de un insecto.

De la Cultura Antropocéntrica ha surgido la ciencia y la técnica para la explotación.

De la Cultura Biocéntrica se ha de generar una ciencia y una tecnología cooperando con toda forma de vida, como percibimos es el orden natural de la Vida.

O quizás sea recuperar esa Ciencia con saberes y haceres respetuosos y solidarios.

 

Propuesta Pedagógica para el Cuidado de la Salud de los Ecosistemas

“Cuidar” significa acompañar con la poderosa ternura. Una actitud superadora al concepto de “atender”, donde las relaciones son asimétricas.

Sentipensar cómo nos sentimos siendo cada una de las “A” de la Esperanza, nos lleva a recuperar el sentido de pertenencia.

Tomar consciencia de cómo se encuentra cada una de las “A” en nuestro Ecosistema Local, nos impulsa a la acción de cuidar la salud de nuestro Ecosistema.

 

Generación de Políticas Biocéntricas

Estas vivencias sentipensando las “A” de la Esperanza para tener Alegremia, expresan una nueva ética, una nueva manera de sentir la Vida, y tienen la potencialidad de generar en lo cotidiano políticas centradas en la Vida, Políticas Biocéntricas.

“¿Este emprendimiento o actividad que realizamos en nuestro ecosistema local, aporta a la Salud de los Ecosistemas?”, es la pregunta que proponemos para que acompañe cada una de nuestras decisiones y acciones. (3)

 

Notas

 

(1)  Capra, Fritjof y Steindl-Rast David; Pertenecer al Universo, Planeta, Buenos Aires, 1993; Pág, 16

(2)  Payán, Sandra Isabel y Monsalvo, Julio; Salud de los Ecosistemas; Colección Altaalegremia Nro. 2, Formosa, 2009: “Alegremia” pág. 43 y sig. Se puede descargar del sitio http://www.altaalegremia.com.ar/contenidos/Salud_de_los_Ecosistemas.html

(3)  Monsalvo, Julio; Protagonismo político del nivel local en salud; Cuadernos para la Emancipación, Salud y Educación; Nro. 4, mayo 2008; pág, 82.  También en el enlace http://www.altaalegremia.com.ar/contenidos/Protagonismo_politico_nivel_local_salud.html

 

 

Destacados

Hemos recibido

4342413

visitas

Hay 13 visitantes en línea

 





Alta Alegremia © 2005 - 2017 | alegremiasinfronteras@gmail.com